• Inicio
  • Efectividad
  • Liderazgo del siglo XXI: Máxima Libertad = Máxima Responsabilidad
http://enfoquecarnot.com/wp-content/uploads/2015/01/14232416_ml-960x600_c.jpg

Liderazgo del siglo XXI: Máxima Libertad = Máxima Responsabilidad


“Si se trata a un hombre como lo que él puede y debe ser, llegará a ser lo que puede y debe ser”  Goethe

Hace unas semanas capturé una entrevista a un Directivo de Recursos de una gran empresa ibérica. Me agradó leer que uno de los principios en los que basaba su gestión es “Máxima Libertad = Máxima Responsabilidad”. Estamos viviendo años de cambios profundos en las comunicaciones, en la forma de relacionarnos, en la tecnología y antiguos paradigmas como el control para maximizar la productividad de los trabajadores ya no funcionan. El reto es adaptarse y por lo que veo, en algunas organizaciones lo han asumido con decisión pero en otras, por desgracia, todavía están con el ancla echada.

Por otro lado me llama la atención que en algunos casos, a nivel directivo se ejerza bajo el principio de Máxima Libertad = Máxima Responsabilidad y en otros niveles de la estructura como el de los managers o mandos intermedios, todavía se trabaje bajo caducos paradigmas como el control, las jerarquías y las líneas demando.

Señoras y señores, los tiempos han cambiado, la forma de ser de las personas ha cambiado y la productividad y efectividad de ellas no depende del control o la presión a que se les someta. Si eres un manager controlador y tu equipo está formado por trabajadores del conocimiento, tienes los días contados porque los profesionales del siglo XXI, para maximizar su rendimiento, dar lo mejor de ellos y elevar sus niveles de satisfacción y motivación, lo que demandan es autonomía para decidir cómo hacer su trabajo, maestría para convertirse en referentes dentro de su área y sentido por lo que hacen, el para qué famoso que muchas veces queda olvidado.

Hablando con un amigo de este tema me planteaba la situación que está viviendo en su empresa ante  un nuevo proyecto. Él me decía:

“La semana pasada celebramos la presentación a toda la empresa de un nuevo proyecto para cambiar la cultura preventiva de la organización. Si bien el índice de siniestralidad está en la media del sector, se quiere mejorar. Lo que más me chirrió es que por un lado ofrecemos el cambio como alternativa y por otro, durante las explicaciones del proyecto, hablamos de reuniones de control, decisiones tomadas por la jerarquía o procesos implantados siguiendo la línea de mando. Hay algo que no me encaja.”

Yo le argumenté que el éxito del proyecto iba a ser complicado a no ser que se cambie el enfoque del cambio y le comenté:

“Es evidente que estáis operando bajo el antiguo paradigma del control creyendo que esa es la vía para que las personas cambien pero como dice Eugenio Moliní, “las personas cambian y se comprometen cuando quieren”. Un cambio cultural, como la mayoría de los cambios que se realizan en las organizaciones, debería estar basados en las personas. Si sienten el cambio como suyo, se les tiene en cuenta y participan activamente en todas las fases del proyecto, es más fácil que cambien que si se les guía como a un rebaño diciéndoles cuál es el camino”.

El Líder del Siglo XXI, amparado por el nuevo paradigma de “Máxima Libertad = Máxima Responsabilidad” ha de ser aquel que…

…esté cuando se le necesita y no esté cuando no

…defina con claridad el resultado que quiere conseguir y deje libertad para elegir el camino

…facilite los procesos cuando surjan dificultades

…confíe en las personas asumiendo la responsabilidad por los errores y traspasando los méritos por los éxitos

…aprenda de los errores aceptando ante los demás que se ha equivocado

…escuche nuevas ideas y sugerencias e insista en cuestionar las formas de hacer tradicionales

Al hilo de este tema, recuerdo una de las reuniones con un cliente que me decía: “Mi jefe ha empezado a confiar más en mí. Me dice lo que quiere con claridad y me deja hacer. Siento que los éxitos son más míos y los errores también, me siento más responsable por lo que hago”.

En los tiempos de transición que vivimos, el liderazgo tradicional, la toma de decisiones top-down y las jerarquías ya no tienen sentido. En las organizaciones del futuro se trabajará por proyectos, redes y meta-redes, clientes internos y externos, si curras cobras y si no te implicas, tienes los días contados. El paradigma bajo el cual operará el Líder del Siglo XXI será es “Máxima Libertad = Máxima Responsabilidad”.

Jesús Serrano Ducar

Trabajo como ingeniero en EDP Energía. Me encanta la mejora de los procesos y con frecuencia, estoy liado aplicando metodologías como Lean o 5S a los proyectos en los que participo. Otra de mis pasiones es la productividad y comparto mis experiencias y conocimientos desde hace 5 años en este blog.

Más posts de

2 Respuesta

  • José Miguel Bolívar en 24 enero, 2015, 18:12:25

    Me ha encantado el post, Jesús. Sabes que comparto plenamente tu enfoque. Los retos que plantea el trabajo del conocimiento obligan a replantear todo y a revalidar los paradigmas que tradicionalmente se han venido utilizando, porque la mayoría de ellos ha quedado obsoleta y ya no sirve. Como bien apuntas, el futuro va de redes, meta-redes, proyectos y, sobre todo, de personas. Los días del «café para todos» tan al uso en muchas organizaciones tienen los días contados. La meritocracia es uno de los primeros pasos en el camino hacia el trabajo con sentido.
    Abrazo!

    Responder aJosé
  • Jesús Serrano Ducar en 2 febrero, 2015, 00:20:50

    Hola José Miguel, muchas gracias por tu comentario y los matices que aportas.
    Gran parte de este post bebe de interesantísimas conversaciones en OPTIMA LAB y de minutos de reflexión tras lecturas de Optima Infinito. Cuando leí la entrevista que comento en la entrada pensé: «seguro que es suscriptor del blog de José Miguel» 😉
    Totalmente alineados y con ganas de ser parte activa del cambio.
    Abrazo fuerte !!

    Responder aJesús

Deja un comentario

*

Menu

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies